lunes, 5 de agosto de 2019

Lasaña de calabacín, champiñones y tomate


Os dejo esta lasaña saludable y ligera. En vez de poner pasta he utilizado el calabacín para hacer las separaciones de los pisos.
Para el final se puede poner bechamel o velouté, personalmente me gusta más la velouté, ya que es más ligera. La forma de hacerla es igual que la bechamel, pero en vez de leche utilizamos caldo, en este caso de verduras.



Ingredientes:

2 calabacines
1 cebolla cortada en juliana
1 diente de ajo picado
½ pimiento italiano picado
300 gr gramos de champiñones cortados en láminas
3 tomates cortados a láminas
Hojas de albahaca
Queso parmesano rallado
Aceite de oliva
Sal
Pimienta

Velouté de verduras

Chips de alcachofa (opcional)

Elaboración:


Cortaremos los calabacines a láminas horizontales, lo más delgadas que podamos. Las ponemos en una plancha de horno precalentado a 180º (arriba y abajo). Dejaremos cocer las láminas unos 5 minutos. Retiramos y vamos guardando.


Haremos lo mismo con el tomate, cortados a láminas horizontales con un poco de sal, lo ponemos en el horno a la misma temperatura, aunque esta vez los dejaremos cocer 20 minutos.


En una sartén con un poco de aceite (mientras cocemos el resto de ingredientes en el horno), ponemos el ajo, la cebolla y el pimiento. Coceremos hasta que la cebolla empiece a transparentar.
Añadimos los champiñones y salpimentamos. Cuando los champiñones estén cocidos ya podemos retirar. Os recomiendo dejarlo en una escurridora para sacar el exceso de líquido.


Montaje, en una bandeja que podamos poner en el horno, pintamos el fondo con un poco de aceite, cubrimos con las láminas de calabacín.


Rellenamos con la mitad del salteado de champiñones, y un poco de parmesano rallado. Cubrimos con más láminas de calabacín.


Ponemos los tomates y las hojas de albahaca. Cubrimos con las calabacín.


Por último pondremos lo que nos queda de champiñones, más queso parmesano, y ya sellamos con la última capa de calabacín. Finalmente vertemos la velouté y un poco más de parmesano.

Ponemos en el horno precalentado a 180º (arriba y abajo) durante unos 20 minutos o que el queso de la parte superior empiece a coger un poco de color.