jueves, 1 de octubre de 2020

Pizza con salsa pesto y pollo

Un poco hartos de la típica pizza con tomate? Probadla con pesto, os sorprenderá gratamente.



Ingredientes:

1 masa de pizza (más abajo os pongo la receta por si queréis hacerla)
200 gr salsa pesto
1 pechuga de pollo (Carnisseries Serra Plà)
200 gr queso emmental rallado
1 bola de queso mozzarella cortada a rodajas
1 puñado de champiñones fileteados
1 cucharada de alcaparras
1 cucharada de ajo en polvo
1 cucharada de orégano seco
Pimienta
Sal


Elaboración:

Masa de pizza: 110 ml agua tibia / 18 gr levadura fresca / 190 gr harina

Mezclamos en un vaso el agua y la levadura desmenuzada. En un bol ponemos la harina con la mezcla anterior. Nos ayudamos con las manos para que todos los ingredientes se integren, puede que haga falta un poco más de harina. Acabamos de amasar encima de una mesa. 

Volvemos a poner la masa en forma de bola en un bol y dejaremos que suba tapada con un trapo durante 45 minutos. Luego ya estará lista para que le demos la forma deseada. Yo suelo darle la misma forma que la bandeja de horno.



Pizza:

Cortamos la pechuga a tiras no muy gruesas, mezclaremos con un poco de sal, ajo en polvo y pimienta. Reservamos.





Ponemos papel de horno encima de la bandeja para el horno y ponemos la masa de la pizza. Iremos colocando todos los ingredientes:

Primero la salsa pesto, una base ligera retirando la mayor parte del aceite del pesto, el queso emmental, la mozzarella.


Seguimos con los champiñones, el pollo, las alcaparras y por último el orégano.

Pondremos en el horno precalentado a 180º durante 25 minutos. Lista para comer.







domingo, 30 de agosto de 2020

Bacalao al ajoarriero

Este plato es la unión de dos platos: Bacalao al pilpil junto con el ajoarriero. Podemos prepararlos a la vez y lo mejor de estos platos es que se pueden comer al día siguiente, de hecho estará más jugoso.


Ingredientes:

4 lomos de bacalao desalado

2 cebollas medianas muy picadas

3 pimientos verdes italianos bien picado

100 gr pimiento rojo asado picado

50 gr pulpa de pimiento choricero

200 gr de tomate frito

3 dientes de ajo enteros sin piel, mejor sacar el germen

1 guindilla (opcional)

Aceite de oliva

Sal (opcional) mejor probar, el bacalao ya lleva sal


Elaboración:

Primero vamos con el ajoarriero:


Ponemos en una cazuela un chorro de aceite, la cebolla y el pimiento verde. Pochamos unos 15 minutos, sin dejar que coja color.


Añadimos la salsa de tomate, la pulpa del choricero y el pimiento asado. Dejaremos cocer unos 10 minutos.

Seguimos con el bacalao al pilpil:


Inundamos con aceite una cazuela ancha, tendrá que casi cubrir el bacalao. Añadimos los ajos y la guindilla. Dejaremos cocer hasta que los ajos empiecen a coger color.

Agregamos el bacalao con la piel arriba y dejaremos cocer suavemente, sin freír, unos 8 minutos. Pasado el tiempo dejamos atemperar.


Quitamos el aceite poniéndolo en un cazo, veréis que nos queda la gelatina blanca que ha dejado el bacalao. Lo que haremos será ir añadiendo con una cuchara el aceite con la gelatina en la cazuela donde hay el bacalao, mientras vamos dando vueltas a la cazuela y vamos añadiendo más gelatina. Si os ayuda alguien mejor, hay que tener paciencia, no se hace en un momento. No hace falta añadir todo el aceite, ya iréis viendo cuando la salsa queda ligada.

El pilpil tiene que “ligar”, el aceite y la gelatina deben emulsionarse en una crema blanquecina y gelatinosa, es como hacer alioli o mayonesa pero de aceite y bacalao.

Montaje:


Cogemos la cazuela con el ajoarriero, añadimos el pilpil y el bacalao desmenuzado sin espinas (opcional añadir la piel desmenuzada). Mezclamos bien y ya esta listo, mejor si dejamos en la nevera para el día siguiente. Antes de comer lo calentaremos y a disfrutar.






domingo, 23 de agosto de 2020

Berenjena blanca marinada

Perfectas para el verano, lo mejor es tomarlas frías, así que se puede preparar con tiempo.

He utilizado las berenjenas blancas que me ha regalado un amigo (los mejores regalos para un cocinillas, son comida!! Gracias!), son de Ullastrell del Vallés Occidental. En mi zona es muy raro encontrarlas, así que he querido hacerlas de forma que se aprecie bien su sabor, ya que es más suave y su carne más melosa, el 90% de su peso es agua. Se nota la diferencia, y están buenísimas.

Por supuesto esta receta se podría hacer con las berenjenas de siempre.


Ingredientes:

2 berenjenas blancas

1 cucharada de alcaparras picadas

2 cucharadas de orégano fresco (podéis poner del seco)

1 cucharada de perejil picado

1 diente de ajo muy picado

1 cucharada de pimiento rojo muy picado

Zumo de medio limón

Aceite de oliva virgen

Sal


Elaboración:


Cortaremos las berenjenas horizontalmente, 5 mm de grosor. Las pondremos en un escurridor con un poco de sal por encima para que deje ir su amargor. Al menos 20 minutos.

Pasado el tiempo las limpiamos pasando un poco por debajo del agua y luego las secamos bien con papel de cocina.



Mientras esperamos, preparamos el aliño. Solo tenemos que juntar todos los ingredientes; las alcaparras, el orégano, el perejil, el ajo, el pimiento rojo, el limón y acabamos inundando todo con aceite de oliva. Mezclamos bien y dejamos reposar.



Seguiremos con las berenjenas, las ponemos en una bandeja de horno con un chorro de aceite. Las cocemos con el horno precalentado durante 15 minutos a 180º. Retiramos y dejamos hasta que cojan temperatura ambiente.


Ponemos las berenjenas en un plato y les vamos poniendo el aliño por encima. Podéis poner un poco de sal, pero para mi no hizo falta. Dejamos en la nevera hasta que queráis comerlas, yo las saqué unos minutos antes para que no estuvieran muy frías.



lunes, 17 de agosto de 2020

Solomillo de cerdo relleno de sobrasada y queso

Este plato no es de los precisamente saludables, pero un día es un día y queda muy sabroso.

Podéis cambiar el queso, he puesto el camembert, pero un brie también quedaría muy bien. Se puede poner más cantidad de queso, siempre teniendo en cuenta que luego tendremos que cerrar el solomillo sin que sobresalga nada.


Ingredientes:


1 solomillo de cerdo entero (Carnisseries Serra Plà)

1 cebolla grande

50 gr sobrasada

50 gr de camembert

Sal

Pimienta

1 buen vaso de vino blanco

Tomillo o romero

Unas cebollas pequeñas

2 ajos cortados por la mitad sin pelar

Aceite de oliva


Cordel para atar el solomillo (en las carnicerias tienen).


Elaboración:


Pediremos al carnicero/a que nos abra el solomillo para rellenar (como un libro).


Cortamos la cebolla en juliana y la ponemos en una sartén con un poco de aceite. La vamos a caramelizar así que la dejaremos cociendo a fuego bajo y que vaya cogiendo color, yo la dejo una hora. Le voy dando alguna vuelta de vez en cuando, en principio no se tendría que añadir más aceite, la cebolla irá dejando su propia agua. Ya veréis que reduce muchísimo. Está cuando adquiere un color marronoso e incluso se podría dejar un poco más. Este paso lo podéis hacer el día antes y guardarla en la nevera.


Cogemos el solomillo abierto, salpimentamos. Vamos poniendo las capas primero la cebolla, después la sobrasada y por último el queso. Como podéis ver en la foto no he rellenado la parte superior del solomillo, eso es porque al enrollar tenemos que dejar un margen para que no se nos salga el relleno.


Enrollamos el solomillo y lo atamos bien, que no se salga por ningún lado el relleno


Salpimentamos otra vez por fuera, y lo ponemos en una cazuela con un buen chorro de aceite de oliva. Sellamos el solomillo por todos lados a fuego fuerte. Bajamos el fuego y vertemos el vino blanco por encima, las hierbas, los ajos y las cebollas cortadas.


Dejaremos cocer durante media hora a fuego medio tapado, a media cocción le damos la vuelta al solomillo.

Serviremos cortado a rodajas y con las cebollas y la salsa al lado.

domingo, 9 de agosto de 2020

Tartar de atún

Lo más importante de este plato es congelar el atún como mínimo 48h, por el tema del anisaki, más vale prevenir.  Y que sea un buen atún.



Ingredientes:


400 gr atún ya limpio sin piel

½ cebolla muy picada

4 cucharadas de salsa de soja

3 cucharadas de zumo de limón

1 cucharada de mostaza con grano (hay quien lo sustituye por un poco de wasabi)

1 aguacate

Aceite de oliva

Sal


Sésamo tostado o negro (para decorar)


Ingredientes:



Cortamos el atún con un cuchillo, en pedazos lo más pequeños que podamos. Siempre con un cuchillo, no con un triturador.


En un bol mezclamos todos los ingredientes excepto el aguacate y el sésamo. Probaremos la mezcla por si queremos rectificar al gusto, más mostaza o salsa de soja,...).

Dejaremos en la nevera un par de horas.


Cortamos el aguacate con el cuchillo también a dados, no hace falta que sean muy pequeños.


Para emplatar, cogemos un molde circular, ponemos el aguacate primero y luego la mezcla del atún y quitamos el molde. Ponemos un poco de aceite y un poco de sésamo en grano.


viernes, 31 de julio de 2020

Fartons

Es un brioche tierno y alargado sin leche, típico de Valencia, se puede comer tal cual o para mayor vicio mojarlo en horchata. Según he leído, su forma alargada se debe a que la horchata la sirven en de vaso de tubo y así se puede mojar mejor.



Ingredientes:


100 ml agua tibia

25 gr levadura fresca

500 gr harina de fuerza

100 gr azúcar

1 cucharadita de sal

2 huevos batidos

100 ml aceite de girasol


Glaseado:

100 gr azúcar glas

2 cucharadas de agua


Elaboración:



Mezclamos el agua tibia (sobretodo tibia, no caliente) junto con la levadura desmenuzada en un vaso.



En un bol ponemos la harina (tened más en reserva por si acaso), el azúcar y la sal. Mezclamos y luego añadimos los líquidos, los huevos, la mezcla de levadura y agua, y el aceite. Mezclamos todo con una paleta.


Cuando esté bien mezclado lo sacamos del bol y lo amasamos con las manos. Si ha quedado una masa muy pegajosa podemos añadir más harina. Amasar al menos unos 10 minutos.



Haremos una bola y la dejamos en un bol, tapado con un trapo en un lugar que no esté frío durante 1h. Tiene que doblar el tamaño.



Pasado el tiempo separamos la masa y vamos haciendo bolitas de unos 50 gr cada una. Con un rodillo aplastamos la bola dándole una forma alargada de unos 20 cm y luego enrollamos por la parte alargada. 



Los dejaremos en una bandeja, sin que se toquen entre ellos, durante una hora, tapados con un trapo, igualmente en un lugar que no esté frío. Pasado el tiempo veréis que han aumentado de tamaño.




Precalentamos el horno a 180º y dejaremos cocer los fartones encendido arriba y abajo, durante 10 minutos.


Para hacer el glaseado:


Juntamos el azúcar glas y el agua en un bol, mezclamos hasta que los dos ingredientes estén bien integrados. Luego ya podemos verterlo encima de los fartons con la ayuda de una cuchara o si el recipiente es ancho mojando la parte superior.

domingo, 19 de julio de 2020

Gazpacho


Se sirve como un primero con tropezones o simplemente como bebida, de lo más popular en verano. Sano y refrescante.
Es un plato/bebida que cada uno se hace a su gusto, sobretodo en el punto de vinagre.



Ingredientes:

1 kg de tomates maduros
1 pimiento rojo
1 pimiento verde
1 pepino pelado
½ cebolla
1 diente de ajo pelado
1 rebanada de pan de molde o un rebanada de pan mojada en agua
4 cucharadas de vinagre
1 buen chorro de aceite de oliva virgen
Sal

Tropezones (opcional): pimiento rojo y verde cortados a dados muy pequeños, si queréis también cebolla cortada. Hay quien le pone huevo duro.

Elaboración:


Empezamos preparando los tomates. Si utilizamos luego un chino para colar, no hace falta pelarlos, en caso contrario, para pelarlos mejor escaldados en agua muy caliente y luego os será muy fácil.


En mi caso si que utilizaré un chino. Así que en un recipiente grande o un vaso americano, vamos poniendo todo cortado: los tomates, los pimientos, el pepino, la cebolla y el diente de ajo. Trituramos todo, añadimos el pan y seguimos triturando. 



Luego lo pasaremos por el chino, así desecharemos las pieles, pepitas y nos quedará fino sin grumos.

Ahora es el momento de aliñarlo, añadimos el vinagre, el aceite y la sal. Iremos añadiendo poco a poco, y probando hasta conseguir la proporción que más nos guste.

Serviremos en un plato sopero con tropezones, o en un vaso grande.